Parroquia Cristo Hermano
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.
Parroquia Cristo Hermano

Un foro de intercambio religioso católico
 
ÍndiceÍndice  PortalPortal  RegistrarseRegistrarse  Conectarse  

 

 Con Dios a solas

Ir abajo 
AutorMensaje
MariCruz
Admin
Admin
MariCruz


Cantidad de envíos : 2205
Localisation : Tenerife-España
Fecha de inscripción : 08/04/2007

Con Dios a solas Empty
MensajeTema: Con Dios a solas   Con Dios a solas EmptyMiér Jul 04, 2007 1:32 am

Con Dios a solas Cristo11



CON DIOS A SOLAS
Fr.Eusebio Gómez Navarro O.C.D



Una fábula cuenta que un humilde vaso de arcilla estaba junto a una soberbia copa de oro. Esta dijo al vaso de arcilla: “Eres muy frágil: mira y envidia mi solidez de oro”.

El vaso de arcilla repuso: “En las fiestas tú apareces como una sólida copa; mas en la prueba de fuego ¿cuál de nosotros dos resistirá más?
Una persona que por allí pasaba, para probar lo que acababa de oír, colocó el vaso de arcilla y la copa de oro en las llamas de un fuego. Y vio con sus ojos que el humilde vaso de arcilla se endurecía más y se hacía más resistente. Y vio también que la soberbia copa de oro se derritió toda.

Doris Lessing –premio Príncipe de Asturias y premio Internacional Catalunya, la voz de los sin voz durante décadas en Africa ha declarado:

-Escogí como protagonista de una novela a una mujer con una experiencia muy limitada y muy convencional. La mujer decía: “tuve unos padres maravillosos, una infancia feliz, un matrimonio perfecto, unos hijos adorables y dinero suficiente para comprar lo que quisiera. Lo tenía todo.


Apenas había sufrido…” Un día su marido murió de repente… Y entonces se convirtió en un ser humano.
Paola Sánchez no tuvo la suerte de tener unos padres maravillosos, una infancia feliz... León Bloy respondió a una persona que le preguntaba para qué educaba a sus hijos. La respuesta que dio bastaría para inmortalizarle. Dijo: “Los educo para el martirio.” La vida de Paola fue un martirio.
Su historia comienza en un internado. Cuando nació su padre estaba preso. Nunca conoció quién fue su mamá, ni a su familia. Su padre le ocultó todo.

A los 11 años una medio hermana la sacó y la llevó con ella; pero no duró mucho, pues los golpes y los insultos le hicieron abandonar el hogar.

Viendo Paola que en su país no había salida, emigró a Estados Unidos. Poco tenía entonces, pero cuando llegó a estas tierras, se dio cuenta de lo que había dejado: su cultura, su gente, todo el mundo en el que había crecido. Y empezó a adaptarse a una nueva vida, sin tener a nadie que le amparara, que mirara por ella, que le echase una mano. Estaba con Dios a solas. Esta situación le llevó a una gran depresión donde tuvo que ir a psiquiatras, psicólogos, donde tuvo que poner mucho de ella para encontrar sentido a una vida pesada y sin sentido. Empezó a comprender que la medicina estaba dentro de ella, que nada más tenía que usar todo lo que el Señor le había dado.

Pero Dios, dice esta joven, siempre estuvo conmigo, me fue guiando y me ponía personas en mi camino que con su presencia, su palabra y su amor le fueron sacando adelante. Empezó a perdonar y a sanar. Comenzó a hacer vida lo que dice el P. Charles, S.J., afirmaba: “Desde la venida de Cristo, desde su crucifixión, hemos quedado libres no del mal de sufrir, sino que hemos quedado libres del mal de sufrir inútilmente.” Darle sentido al sufrimiento… es el comienzo de vivir mejor la vida.

Por fortuna, pudo conocer a Dios más de cerca, y aunque su vida sigue igual, sin madre, sin padre y sin hermanos, su actitud ante la vida es diferente. Sabe que la vida tiene sentido, que Dios camina con ella, que hay que vivir y gozar de todo lo que Dios nos ha regalado: árboles, agua, tierra, cielo....

Cuando le pregunté a Paola qué diría a su hijo, al que ya acaricia en sus entrañas, me dijo: “Lo amaré con toda mi alma, le daré todo lo mejor que esté a mi alcance, le enseñaré a creer en Dios, en los otros, le daré las armas para que pelee en la vida, le mostraré la maravilla de este mundo y le diré que Dios Padre, camina con él”.

El sufrimiento le ha enseñado a Paola a amar todo, a ser comprensiva, tenaz, a aceptar la adversidad, a consolar a otros, a saber engujar las lágrimas de quien llora, a seguir viviendo desde la fe, desde la esperanza y desde el amor
Volver arriba Ir abajo
http://groups.msn.com/00iiamuacsib8h2rqrfptdfik3/_whatsnew.msnw
 
Con Dios a solas
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Dios de Dios, luz de luz
» Prescindir de Dios
» Si Dios me llamara
» Dios es simple.
» Dios es simple

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Parroquia Cristo Hermano :: Tópicos de fe... :: Espiritualidad 1 :: Espiritualidad 1-
Cambiar a: