Parroquia Cristo Hermano

Un foro de intercambio religioso católico
 
ÍndiceÍndice  PortalPortal  RegistrarseRegistrarse  Conectarse  

 

 Los vitrales:4.EL RENACIMIENTO(siglos XV y XVI):

Ir abajo 
AutorMensaje
Georges42
Admin
Admin
Georges42

Cantidad de envíos : 947
Edad : 78
Localisation : Guatemala
Fecha de inscripción : 16/01/2007

Los vitrales:4.EL RENACIMIENTO(siglos XV y XVI): Empty
MensajeTema: Los vitrales:4.EL RENACIMIENTO(siglos XV y XVI):   Los vitrales:4.EL RENACIMIENTO(siglos XV y XVI): EmptyMar Ago 07, 2007 3:39 pm

4.EL RENACIMIENTO(siglos XV y XVI): La influencia de la pintura flamenca

Los vitrales:4.EL RENACIMIENTO(siglos XV y XVI): Foto7b10

El siglo XV, primer período del Renacimiento, fue una etapa de transición. Mientras en algunas zonas todavía se realizaban obras siguiendo los parámetros del Gótico, ya sea de estilo flamenco o italianizante, o se adoptaban las formas del estilo internacional, en otras ya se ensayaban las nuevas fórmulas renacentistas, que llegaron a su punto álgido en el siguiente siglo.

En el siglo XV despuntó el vitral flamenco, íntimamente ligado a la pintura. En este sentido, cabe destacar la influencia de pintores como Van Eyck o Van der Weyden.

En este siglo el número de ventanales y escenas decreció y se dio mayor relieve a la grandiosidad y al estudio de la figura humana. La profusión de grisallas y el empleo de amarillo de plata con fondos damasquinados son algunas de sus principales características técnicas.

Aunque ya en el siglo XV se empezó a cuestionar la presencia de vitrales en las iglesias, puesto que los fieles se distraían en su contemplación, durante las primeras décadas del siglo XVI éstos siguieron floreciendo a expensas de la arquitectura gótica religiosa. Sin embargo, en Italia ya se alzaban edificios civiles y religiosos que correspondían a una nueva estética, la renacentista, cuyo principal rasgo era la recuperación del pasado clásico. Esta transformación del espacio arquitectónico afectaba al concepto de interior, que ahora se prefería diáfano, tanto en las iglesias como en las viviendas y edificios civiles. El ser humano había pasado a ser el centro del universo y los edificios se concebían a su escala. Como consecuencia de todo ello, a partir de mediados del siglo XVI, la labor de los talleres de vitrales disminuyó; sólo los talleres flamencos mantuvieron durante un tiempo su prestigio, aportando nuevas ideas y siendo requerida la presencia de sus maestros en toda Europa. La Reforma protestante y, más tarde, la Reforma católica acabaron de asestar el golpe final a la decoración con vitrales en las iglesias.

Por lo que se refiere a la técnica, ésta también sufrió una profunda transformación. Los vitrales se convirtieron en una especialidad de los pintores, que disimularon el emplomado y aumentaron las dimensiones de los vidrios; asimismo, la gama de colores se aclaró y se acentuó el uso de tonos obtenidos en la mufla, haciendo el vitral más luminoso. Los trazos vigorosos realizados con grisalla fueron reducidos a perfiles, y el modelado se conseguía con veladuras progresivas. También se incorporó la perspectiva, infundiendo una mayor profundidad a la composición.

En Flandes, los vitrales de la catedral de Tournai, en Bélgica, constituyen un buen ejemplo del arte creado en los talleres de los vitralistas flamencos del siglo XV, a pesar de que su estilo es todavía gótico. En ellos, las escenas de temática histórica sustituyen a las religiosas. Los vitrales de la iglesia de San Gomario, en Lier, reflejan el cambio de mentalidad, evolucionando hacia supuestos más propios del Renacimiento que del Gótico. El vitral de Carlos V de la catedral de Bruselas, realizado en 1537 por Bemard van Orley, es ya plenamente renacentista.

Durante el siglo XV Francia fue receptora de las ideas, las formas y los estilos que generaban en estas otras zonas de la geografía europea. Un buen ejemplo de ello lo constituye un vitral de la catedral de Berges, que denota una clarainfluencia flamenca y cuyo autor aplicó por primera vez la técnica del vidrio plaqué.

En Francia, durante el siglo XVI la influencia flamenca dio un nuevo impulso al vitral. Destacan nombres como los de Amoult de Nogue, que trabajó sobre todo en Ruán y adoptó elementos renacentistas en sus composiciones, y los hermanos Le Prince (Engrand, J. Nicolas y Pierre), que trabajaron también en Ruán, aunque su taller no estaba allí.

En Alemania hubo artistas muy notables como Hans Acker, a cuyo talento se deben los vitrales de la pequeña capilla Besse de la catedral de Ulm, que ilustran escenas bíblicas. Sin embargo, la mayor parte de vitrales alemanes del siglo XV salieron de manos de los artistas que trabajaron en el taller dirigido por Hemmel von Andlau, en la ciudad de Estrasburgo. Catedrales como la de Augsburgo, Munich, Tubinga, Salzbu, Friburgo, Frankfurt o Metz albergaron sus creaciones.



En Inglaterra el vitral adquirió un cierto grado de autonomía respecto a lo que se hacía en el continente. Cabe citar los vitrales de la colegiata de la iglesia de Saint Mary, de Warwick, los del All Souls College, en Oxford, y los de la catedral de Canterbury. Se formaron escuelas importantes, como la de Norwick, cuyas obras realzaron los muros de un gran número de iglesias, de entre las cuales destaca por su hermosura la de Saint Peter Mancroft.

Del siglo XVI destacan la serie de vitrales de la capilla del King's College, en Cambridge, por su vigor y realismo, y por su perfección a la hora de obtener las luces de la grisalla.

Es en Florencia, Italia, donde surgieron los creadores más innovadores del arte italiano del Quatrocento. La influencia de los pintores del Renacimiento condujo a los vitralistas a emplear en sus realizaciones técnicas más propias de la pintura que del vitral.

El escultor florentino Lorenzo Ghiberti diseñó los tres ojos de buey de la fachada oeste de la catedral de Florencia. El central, que representa la Asunción, destaca por la movilidad de los ángeles que sostienen el vestido bordado de la Virgen. Los dos ojos de buey que lo flanquean fueron realizados más tarde; están dedicados a los santos Esteban y Lorenzo. La base de la gran cúpula de Brunelleschi está iluminada por ocho ojos de buey, diseñados por Ghiberti, Ucello, Castagno y Donatello. En la misma ciudad, Perugino realizó el vitral de la Venida del Espíritu Santo, de la iglesia del Espíritu Santo, y Domenico Ghirlandaio participó en los vitrales de la iglesia de Santa Maria Novella. Todas estas obras son ejemplos de artistas procedentes de otras artes.

Además de Florencia, que en esta época disfrutaba de un gran esplendor artístico, cabe citar las ciudades de Bolonia y Milán; la primera porque en sus talleres se realizaron vitrales de notable calidad, y la segunda porque su catedral alberga el mayor conjunto de vitrales de Europa.
Tomado de Terra
Volver arriba Ir abajo
http://georges42.livelog.com
marisabel

marisabel

Cantidad de envíos : 49
Edad : 61
Localisation : Santiago de Chile
Fecha de inscripción : 02/06/2008

Los vitrales:4.EL RENACIMIENTO(siglos XV y XVI): Empty
MensajeTema: Re: Los vitrales:4.EL RENACIMIENTO(siglos XV y XVI):   Los vitrales:4.EL RENACIMIENTO(siglos XV y XVI): EmptyLun Jun 02, 2008 9:52 am

Me encantan los vitrales. Bueno el artículo.
Volver arriba Ir abajo
http://www.temasdeinterescatolicos.blogspot.com
 
Los vitrales:4.EL RENACIMIENTO(siglos XV y XVI):
Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Parroquia Cristo Hermano :: Artes, fotos, pinturas, poesías, películas... :: Pinturas :: Pinturas de maestros y otras...-
Cambiar a: